Folkman: Ryley Walker en Primrose Green

http://mas.asturias24.es/secciones/musicas/noticias/un-folkman-de-chicago-en-la-inglaterra-de-1970/1424913135

ryleywalker-primrosegreen

Es comenzar Primrose Green (por, precisamente, ‘Primrose Green’) y darse cuenta de que Ryley Walker ha decido ponerse a dialogar con Bert Jansch, Richard Thompson, Tim Buckley y Nick Drake. Y eso es mirar muy alto. La canción marca el disco, lo define, casi se diría que lo acota, dentro de un flujo psicodélico que serpentea entre lo pastoral y el jazz, el folk ácido británico y la introspección del cantautor americano.

Chicago, de donde es Ryley Walker, queda lejos del espacio donde se desarrolla el disco, la Inglaterra de los ultimísimos 60 y primeros 70, pero no desentonarían en un set junto a Pentagle, The Incredible String Band o Fairport Convention. Unas singulares referencias para un músico que se aparta de la sombra tanto de Laurel Canyon como la de Will Oldham en sus múltiples encarnaciones.

Primrose Green es un álbum paisajístico, música del espacio interior proyectada un horizonte de guitarras cristalinas y voz ululante. Instrumentista prodigioso, al borde del virtuosismo inane, pero sin caerse dentro de momento, compositor sentido y cantante todavía con voz prestada, Walker envuelve las canciones, las arropa en una adormidera sonora, pero también es capaz de sacudirlas, tensarlas a golpe de fuzz y de free. Unas buscan el crescendo catártico, como ‘Sweet Satisfaction’, otras piden ser acariciadas y queridas, como ‘Hide in The Roses’, y en algunas te quedarías a vivir, como si fuesen una parcela de un ideal, óigase ‘On The Banks Of The Old Kishwaukee’, quizás la más americana del conjunto.